Enseña a tu hijo a ser responsable

Siéntete orgullosa de tu pequeño y prémialo

Una de las principales quejas que tienen los padres sobres sus hijos es que “¡Son tan irresponsables!”, generando esta conducta irresponsable de un niño un punto importante de frustración para los padres. Es por ello que, dentro de todas las enseñanzas que debes dar como padre a tus hijos, una de las más importantes es tener un hijo responsable.

Para ayudarte en esta difícil tarea, en el siguiente artículo te enseñaremos útiles consejos para lograr este objetivo sin fallar en el intento. Básicamente te daremos 3 grandes recomendaciones que consideramos imprescindibles para la formación de un menor de edad.

Nuestra idea no es involucrarnos en la forma de crianza propia de cada hogar, que se encuentran basadas en su educación o valores. Sin embargo, consideramos que estos consejos se adaptan muy bien a cualquier doctrina familiar, por lo que esperamos que este artículo te sirva como guía para educar a tus niños a ser responsables y, de alguna manera, para ayudarte en esta difícil pero preciosa labor de convertirlo en un gran ciudadano.

Tres consejos para tener un hijo responsable

Hay que enseñarlos a preocuparse por los demás

Con 2, 3, 4 años el niño debe estar consciente de aprender a preocuparse por los demás y ayudarlos cada vez que lo necesiten. Así indirectamente, le estarás enseñando a ser responsable con sus semejantes. La mayor responsabilidad consta en estudiar y aprender algo nuevo día a día, pero debe entender que las personas que le rodean son tan importantes como él.

Si por ejemplo a ti como madre te duele la cabeza, puedes acostarte junto al hijo responsable para que él pueda acariciarte la frente con la finalidad de que se te quite el dolor o simplemente que esté un rato preocupándose por ti. Enseñar a tu niño el amor y el querer a los demás también es preocuparse por su bienestar físico y emocional.

Es importante en este punto entender como adultos que un hijo responsable no debe ser el centro de las preocupaciones familiares. Por el contrario, ellos deben aprender que los demás miembros del núcleo familiar son humanos y, como tales, también son importantes.

Asigna tareas en casa

Las tareas del hogar, desde las más sencillas hasta las que requieren mayor colaboración deben ser compartidas por todos los miembros de la familia, desde tu hijo responsable hasta los ancianos. Esto es importante recalcárselo como enseñanza al niño.

Todo niño debe entender que él es el hijo responsable del orden de su habitación, donde tenerla recogida y con sus juguetes en su sitio es un deber obligatorio. No está bien visto que tú como madre o padre estén el día entero detrás del niño diciéndole que ordene el desorden que hace.

Sin embargo, también debe enseñarse al niño desde temprana edad tiene que debe aprender no solo que su habitación y sus juguetes son su responsabilidad, sino que también existen muchas tareas inherentes al hogar que son responsabilidad de toda la familia, entre ellas, la limpieza, la preparación de los alimentos, el lavado de los platos y la ropa, sacar la basura, reciclar, cortar el césped, entre muchas otras.

Aspectos que debes tomar en cuenta

Asignaciones y responsabilidad

El trabajo enriquece, y mediante el trabajo se instruye a ser responsable, por tal motivo, inclusive con pocos años de edad hay que enseñarle al niño a colaborar en las labores del hogar, pero ¿Cómo hacerlo? La respuesta es simple y te la enseñaremos con un ejemplo:

¡Pon en práctica este ejemplo!

Supongamos que tu hijo tiene 1 año, con esta corta edad el niño sencillamente puede ayudarte a alcanzar la ropa que acabas de lavar desde la cama hasta su closet. Asimismo, puedes pedirle colaboración para cargar las compras desde el vehículo hasta la cocina, siempre que sean cosas accesibles a sus manos como las bolsas de té, un vaso de yogurt o de helado, el pan, entre muchas otras.

El punto importante para destacar en toda esta enseñanza: para que las responsabilidades no tomen por sorpresa al niño cuando se haga mayor, desde que apenas se levanta algunos centímetros del suelo y logre caminar, debes comenzar con estas actividades de colaboración en la casa.

Un premio por su buen comportamiento nunca está de más

Por último, pero no menos importante, queremos hablar sobre el significado que tienen los premios en la formación de tus niños y lo mucho que estos premios lo ayudarán a ser un hijo responsable, aunque en principio no lo parezca.

¿Qué significa hablar de premios?

Hay que tener muy en cuenta que cuando hablamos de premios, no nos estamos refiriendo a una bicicleta, una tablet, un teléfono nuevo, un paseo, o cualquier otro obsequio material que se le pueda otorgar. Por el contario, estamos hablando de premios más emocionales, los cuales deben estar representados por:

  • Elogios.
  • Muestras de cariño.
  • Ponderación de la autoestima.

Un hijo responsable consigo mismo y con los demás, debe recibir elogios y cumplidos de los adultos que le rodean. Tenemos que destacarle sus buenas acciones así como su comportamiento.

Los premios tienen un límite

Sin embargo, tampoco tenemos que sobrepasarnos con los cumplidos, porque esto podría convertirlo en un ser ególatra. Por ejemplo, si el niño adicional a sus habituales responsabilidades como hacer la tarea del colegio, sacar la basura y recoger su cuarto, se preocupó por colaborarte a servir la mesa o a su padre le ayudó a cortar grama del jardín, pues ese niño se merece un buen elogio:

  • ¡Qué niño más responsable!,
  • ¡Cómo estás creciendo!
  • ¡Muy bien, así se hace!

Gracias… Este comportamiento por parte de nosotros los adultos, ayudarán enormemente a la retroalimentación del niño para que el fije en su memoria que ese comportamiento es indicativo de que está haciendo lo correcto, y lo mucho que los demás lo valoran.

Como recomendación final, debes tener en cuenta que a los niños les encanta ser útiles y recibir los deliciosos elogios como un beso, una sacudida de cabello, un abrazo, o una frase alentadora: ¡qué niño más bueno, mira como ayuda a su mamá!, porque quien mejor para glorificar a su hijo que tú misma como madre.

What do you think?

1 point
Upvote Downvote

Total votes: 5

Upvotes: 3

Upvotes percentage: 60.000000%

Downvotes: 2

Downvotes percentage: 40.000000%

Mi casa siempre tiene un olor fresco y agradable. Este es mi secreto

polifenol

Cómo los alimentos púrpuras ayudan a disminuir el riesgo de ataque cardíaco y cáncer