Alimentos y cosméticos que ocultan riesgo cerebral

¿Qué puede tener los alimentos y cosmésticos que pueden dañar tu salud?

El dióxido de titanio es producido mundialmente cada año y es responsable de añadir blancura y brillo a los productos, a su vez permite la decoloración, refleja luz ultravioleta (UV) por lo que es muy utilizado en protectores solares. Alrededor del 70% se usa como pigmento en pinturas pero al mismo tiempo es agregado a cosméticos, pastas dentales, productos farmacéuticos, papel y alimentos.

El dióxido de titanio se considera relativamente inactivo y seguro pero la mayoría de los productos utilizan nanopartículas de dióxido de titanio, lo cual cambia absolutamente todo, pues conducen a disfunciones neurológicas, trastornos genéticos y posiblemente cánceres, de hecho, es considerado cancerígeno para los seres humanos, así lo expresó la agencia internacional para la investigación del cáncer (IARC).

¿Qué tan peligroso es el dióxido de titanio en los alimentos?

A través de diversos estudios se ha encontrado que en los dulces y gomas de mascar están los niveles más altos de dióxido de titanio, los anillos de espuma en polvo blancos, caramelos y gomas con cáscaras duras, productos con formación de hielo blanca e incluso el pan, mayonesa, yogurts y diversos productos lácteos lo contienen.

Una investigación del Environmental Science and Technology, reveló que el dióxido de titanio se encuentra en los alimentos un 90% en nanoparticulas, aunque no se conozcan claramente los riesgos que ello representan para la salud, sí se sabe que están vinculados a la ingestión de nanoparticulas de dióxido de titanio, capaces de inducir clastogenicidad (roturas en los cromosomas), genotoxicidad, daño oxidativo al ADN e inflamación, causa de cáncer y trastornos genéticos.

Nanopartículas de dióxido de titanio son capaces de dañar tu cerebro

El uso de las nanoparticulas se ha ido incrementando rápidamente, por lo que, cada vez son más los seres humanos que están siendo expuestos a ellas sin saber las consecuencias de su consumo, de igual manera, los estudios realizados en animales demostraron la acumulación de nanoparticulas en el cerebro y los de toxicidad arrojaron efectos negativos sobre la viabilidad y función de las células cerebrales. Ellas incitan el incremento de la generación reactiva en las especies de oxígeno y disminución del potencial de la membrana mitocondrial, ocasionando así el daño mitocondrial. Entre los otros daños encontrados en diversos estudios, oscilan: los generados en la disfunción neurológica, dañando células astrocitarias que permiten regular la serotonina, la dopamina y otros neurotransmisores.

Aquí otros riesgos cerebrales ocultos en alimentos, generados por las nanoparticulas de dióxido de titanio:

  • Alteración de la corteza cerebral, bulbo olfatorio y regiones cerebrales intrínsecamente relacionadas con los sistemas de dopamina.
  • Puede alterar las respuestas oxidativas e inflamatorias, así como el sistema renina-angiotensina en el cerebro (relacionado con la salud cardiovascular, incluyendo la hipertensión y el envejecimiento), controlando así la función cerebral.
  • Incitan fuerte estrés oxidativo y daño mitocondrial en las células gliales del cerebro.

Nanopartículas de dióxido de titanio en productos de cuidado personal

Las nanoparticulas son más propensas a encontrarse en los productos de cuidado personal como los mencionados anteriormente y en menor medida, en los champuses, desodorantes y cremas de afeitar, al igual que en los alimentos, en los productos de cuidado personal se ha ido incrementando el uso de dióxido de titanio.

Durante el 2005 se utilizaron 1300 toneladas métricas en productos de cuidado personal y para el 2010 había aumentado 5000, por lo que en base a dicho estudio, se espera aumente hasta por lo menos 2025. Pese a que el dióxido de titanio no penetra en la piel humana directamente, la forma de las nanoparticulas sí lo hacen, ellas penetran la capa externa de la piel.

Por consiguiente, para evitar las nanoparticulas de dióxido de titanio, la mejor manera es evitar consumir alimentos procesados y sustituirlos por auténticos, al mismo tiempo minimiza el uso de protectores solares lo más que puedas, déjalos únicamente para cuando te encuentres expuesto al sol por largos períodos.

What do you think?

-3 points
Upvote Downvote

Total votes: 9

Upvotes: 3

Upvotes percentage: 33.333333%

Downvotes: 6

Downvotes percentage: 66.666667%

Hormona quema grasa

Descubre cómo la hormona del ejercicio te ayuda a mejorar tu peso y tu salud

Prevención del glaucoma

Reduce el riesgo de glaucoma al consumir verduras verdes