agua de limón agua limón pastillas problemas de salud limonada

¿Dolores de espalda, garganta, tos, flema, asma y problemas estomacales? ¡No te preocupes, este aceite te ayudará!

Aceite de jengibre para calmar dolencias

Mejora tu salud con el aceite de jengibre

El aceite de jengibre como acabas de leer puede ayudarte a mejorar tu salud y todos aquellos malestares incomodos que seguramente ya estés padeciendo, si te encuentras desesperado por sanarlos el aceite de jengibre es justo lo que estabas buscando, no solo te será de gran ayuda a ti sino a tus seres queridos pues es capaz de sanar: dolores de espalda, garganta, tos, flema, asma y estomacales.

Estamos completamente conscientes de lo delicado que es el tema de la salud pero de igual modo sabemos cuándo inculcar un estilo de vida sano mediante el uso de la medicina natural y casera pues se ha demostrado que las pastillas de venta libre o prescritas por los médicos traen consigo cantidad de efectos secundarios que por un lado te ayudan pero por otro, te desarrollan demás enfermedades y hasta un círculo vicioso. En medicina casera buscamos que nuestros lectores se ahorren dinero pero al mismo tiempo que puedan garantizar su salud a toda costa y por ello, en este artículo te enseñaremos los múltiples usos del aceite de jengibre para tu organismo, continúa leyendo…

Al usarlo podrás gozar de sus beneficios de la siguiente manera: tu energía se incrementará al máximo, tu mente tendrá un nuevo aire, al masajear con dos gotas en la zona afectada podrás reducir la artritis y los dolores de espalda, tu sistema circulatorio se verá beneficiado y calmará los dolores de garganta si lo usas con un nebulizador. Adicionalmente, se ha comprobado que ha curado la malaria y fiebre amarilla, las estrías, problemas pulmonares, dolor de cualquier índole y remueve las toxinas asombrosamente.

No tendrás necesidad alguna de salir a comprar los ingredientes afuera pues acá te diremos paso a paso cómo prepararlo desde casa.

¿Cómo prepara el aceite de jengibre casero?

aceite-de-jengibre
aceite-de-jengibre

Busca jengibre, dos tazas de aceite de oliva, un envase que pueda introducirse al horno y un rallador de queso para poder rallar el jengibre.

Preparación

  • Busca una taza limpia para colocar el jengibre, déjalo en agua por unas dos horas aproximadamente.
  • Agrega el aceite de oliva y colócalo a hervir por dos horas igualmente.
  • Cuela dicha mezcla con un paño, de manera que solo quede el aceite y remover los restos de jengibre.
  • Ponlo en un lugar fresco y seco para que la contextura se mantenga y puedas beberlo.

Pero, ¿qué hace al aceite de jengibre tan peculiar para curar todos estos males? El aceite de jengibre posee diversas propiedades pues es analgésico, bactericida, estimulante, expectorante y tónico, etc. Cuenta con un aroma peculiar, fuerte y picante, su color es ámbar oscuro y se caracteriza por gozar de una consistencia viscosa, además proviene de una planta medicinal. Es extraído del jengibre, una hierba usada desde hace miles de años por sus propiedades curativas, de los 115 componentes químicos y variados que se encuentran en la raíz del jengibre provienen sus beneficios terapéuticos, especialmente del gingerol, la resina oleosa de la raíz que actúa como potente antioxidante y antiinflamatorio.

Tan eficiente es que puede curar las infecciones causadas por microorganismos y bacterias, incluyendo las infecciones intestinales, disentería bacteriana e intoxicación alimenticia. También contiene un componente llamado zingibain, el cual es el responsable de las propiedades antiinflamatorias del aceite de jengibre, cuenta con la capacidad de aliviar cualquier tipo de dolores musculares y hasta la migraña, disminuye la cantidad de prostaglandinas en el cuerpo, las mismas relacionadas con el dolor. Por otro lado, fortalece la salud del corazón pues disminuye los niveles de colesterol y coagulación de la sangre, así lo confirmó la Universidad de Maryland, certificando que el aceite de jengibre es capaz de ayudar a tratar enfermedades del corazón, inclusive cuando los vasos sanguíneos se vean bloqueados y generen ataques cardíacos o accidentes cerebrovasculares.

Adicionalmente, llama la atención que también es un afrodisíaco natural, si, tal cual como lo lees, el aceite de jengibre incrementa el deseo sexual porque se encarga de situaciones como la impotencia y la pérdida de la libido. La impotencia es mejor conocida como la disfunción eréctil, la incapacidad del hombre para poder mantener su erección por un tiempo suficiente ante la relación sexual satisfactoria, puede deberse a causas fisiológicas o psicológicas. En este sentido, el aceite actúa por sus propiedades cálidas y estimulantes, lo que lo convierte en un afrodisíaco eficiente y completamente natural y al mismo tiempo, asiste el estrés y los sentimientos de duda y miedo.
De hecho, en China y la India se usó durante 4.700 años los tónicos de jengibre para las dolencias, fue un producto inestimable durante el Imperio Romano para el comercial gracias a sus propiedades medicinales, tanto fue su excelencia que se extendió a lo largo de Asia, África, Europa y la India aunado al negocio de comercio de especias. Fue hasta 1585 cuando el jengibre de Jamaica paso a serla primera especia oriental en ser cultivada en el Nuevo Mundo e importado a Europa, actualmente la India es el mayor productor del mismo, seguido de China, Nepal, Nigeria, Tailandia e Indonesia. Ahora puedes darte cuenta lo que hace tan peculiar al aceite de jengibre para curar dichas dolencias y es que no solo es reconfortante y lleno de sabor para las comidas sino que también es excelente para las aromaterapias, contiene potentes componentes como: mono y sesqui-terpenoides, incluyendo 1,8-cineol, neral, geranial, B-bisaboleno, B-sesquiphellandreno y zingibereno. Además, contiene linalol, nerol, acetato de geranilo, geraniol, a-pineno, B-pineno, borneol, camfeno y y-terpineol.

Consideraciones a tomar en cuenta: ¡Importante!

Aunque es sumamente beneficioso, no debes ingerirlo y tampoco es recomendable para las mujeres que se encuentren embarazadas, deben evitarlo todos los meses del embarazo. Por otro lado, si te encuentras bajo fiebre o molestias por los calentones de la menopausia, preferiblemente mantente alejada de él porque puede incrementar tu temperatura corporal. Para quienes poseen quemaduras, insolación, acné o sencillamente tienen piel sumamente delicada, deben procurar en la medida posible de no usarlo pues lo caliente del mismo puede generarles mayor incomodidad y en vez de ayudarlos, posiblemente les genere reacción o irritabilidad.

What do you think?

-5 points
Upvote Downvote

Total votes: 13

Upvotes: 4

Upvotes percentage: 30.769231%

Downvotes: 9

Downvotes percentage: 69.230769%

la quinoa

Lo que no conoces de la Quinoa, la Grasa del Abdomen y que le hace al cuerpo

Batidos saludables

Este licuado mantiene tu tiroides sana y libre de problemas