5 vitaminas y minerales esenciales que todas las mujeres necesitan

Estas son las vitaminas que debes consumir durante el embarazo

Incluso las dietas más cuidadosamente planificadas pueden tener pérdidas de vitaminas y minerales esenciales. Para las mujeres, algunas de ellas son extremadamente importantes. El calcio es necesario para la densidad ósea. Durante el embarazo, las vitaminas B y la vitamina A son vitales para el crecimiento del feto.

También alivian los síntomas del síndrome premenstrual. Los períodos abundantes y el embarazo pueden causar bajos niveles de hierro. La deficiencia de hierro durante el embarazo causa anomalías fetales. Por último, la vitamina C es importante para mantener las encías, los dientes y los huesos.

Con el estilo de vida que llevamos hoy en día, siempre ocupados, es difícil tener una dieta sana. Y, aunque tratemos de mantenernos saludables, a veces nos estaremos privando de ciertos nutrientes. Desafortunadamente, esto conduce a deficiencias que a menudo descubrimos solo después de que hemos tenido una complicación de salud asociada.

Las mujeres en especial, necesitan un conjunto de vitaminas y minerales esenciales para su salud general. Y, aunque es fácil extraer una píldora que contenga todos estos nutrientes, es importante entender por qué necesita cada uno.

Aquí te mostraremos cinco vitaminas y minerales esenciales que las mujeres deben tener en cuenta:

vitaminas y minerales

  1. Calcio

El calcio es muy importante para preservar la densidad ósea.

Todos los anuncios de leche y productos lácteos han explorado la importancia de los “huesos fuertes” en nuestras vidas. Sin embargo, este mineral es particularmente importante para las mujeres porque comienzan a perder densidad ósea a medida que envejecen. Este proceso se acelera aún más después de la menopausia debido a una caída de estrógeno. Adicionalmente, la falta de calcio adecuado se ha relacionado con un mayor riesgo de osteoporosis.

Si bien se cree que se debe consumir 1200 mg de calcio al día, investigaciones recientes recomiendan solamente hasta 700 mg por día. Por lo tanto, incorpora alimentos ricos en calcio como lácteos, mariscos y alimentos enriquecidos en tu dieta. La suplementación con calcio está relacionada con un mayor riesgo de cálculos renales y ataque cardíaco, por lo que debe consultar a un profesional médico antes de adquirir píldoras de calcio.

  1. Vitaminas B

La vitamina B es necesaria para el desarrollo del sistema nervioso fetal, la síntesis de ADN y el crecimiento celular.

Condensando 8 vitaminas y mineralesen una sola: B1 (tiamina), B2 (riboflavina), B3 (niacina), B5 (ácido pantoténico), B6, B7 (biotina), y B12 Acido fólico, las vitaminas B mantienen el metabolismo, el tono muscular y la mente. Sin embargo, para las mujeres, la vitamina B más importante es el ácido fólico (B9) que ayuda a la formación de glóbulos rojos y protege contra el cáncer. También es responsable del desarrollo del sistema nervioso fetal, la síntesis de ADN y el crecimiento celular.

Por lo tanto, para una mujer embarazada es especialmente importante comer alimentos ricos o tomar suplementos de vitamina B9. La deficiencia de esta vitamina puede provocar defectos en el tubo neural, así como problemas de espina bífida para el bebé. Además, la ingesta elevada de alimentos ricos en vitamina B1 y B2 podría aliviar los síntomas del síndrome premenstrual.

Entre los alimentos ricos en vitamina B se incluyen mariscos, productos lácteos, cereales integrales, frutas, verduras, nueces, legumbres, claras de huevo, champiñones, verduras de hoja, carne y semillas. Si decides tomar un suplemento de vitaminas B, no olvides consultar primero a tu médico de confianza.

  1. Vitamina A

La deficiencia de este nutriente causa morbilidad materna e infantil, un crecimiento y desarrollo infantil más lento.

Esta vitamina maneja la visión, el sistema reproductivo y el sistema inmune. También mantiene el funcionamiento del corazón, los pulmones, los riñones y otros órganos. En mujeres, la deficiencia de vitamina A causa una afección ocular llamada xeroftalmía produciendo sequedad en los ojos y ceguera nocturna.

La deficiencia de este nutriente en mujeres embarazadas y lactantes también causa morbilidad materna e infantil. Un crecimiento y desarrollo infantil más lento incremente los riesgos de sufrir anemia.

Los alimentos ricos en vitamina A incluyen carnes de órganos, pescado, verduras de hoja, frutas, productos lácteos y alimentos enriquecidos. Si planeas tomar suplementos, entonces debes considerar que un alto consumo vitamina A podría causar defectos de nacimiento en las mujeres. Por lo tanto, es importante determinar la dosis recomendada solo después de hablar con tu médico.

  1. Hierro

La deficiencia de hierro durante el embarazo aumenta el riesgo de anemia por deficiencia de hierro y el riesgo de bajo peso al nacer.

El hierro es responsable de la producción de hemoglobina, que transporta oxígeno desde los pulmones a todas las demás partes del cuerpo. También es un componente de la mioglobina, que es una proteína que proporciona oxígeno a los músculos. Además de esto, se necesita hierro para fabricar hormonas y tejidos conectivos.

En las mujeres, la deficiencia de hierro es más probable que sea causada debido a los períodos abundantes y el embarazo. En las mujeres embarazadas, específicamente, se requieren suplementos de hierro después del primer trimestre. La razón de esto es que, la cantidad de sangre en su cuerpo aumenta durante este tiempo. Por lo tanto, es importante tener suficiente hierro para ella y para el bebé.

Concentraciones muy bajas hierro durante el embarazo aumenta el riesgo de nacimientos prematuros y retraso en el desarrollo del cerebro. Los alimentos ricos en hierro incluyen carne, frijoles, nueces, mariscos, guisantes, chocolate negro y tofu. Sin embargo, los suplementos de hierro no deben recetarse por sí mismos, así que consulte a un profesional antes de adquirirlos.

  1. Vitamina C

Las vitaminas y minerales promueven una buena renovación celular e inmunidad.

Si has estado tomando tabletas de vitamina C durante toda la temporada de gripe, entonces es hora de dejar de hacerlo. No hay suficiente evidencia para sugerir que la ingesta de vitamina C previene una infección viral. Sin embargo, lo que hace es asegurar el correcto funcionamiento de las encías, dientes, huesos y la formación de tejido corporal.

Además, se ha comprobado que promueve la curación de tejidos, un sistema inmunológico saludable y puede prevenir la enfermedad cardíaca. La vitamina C también es importante para la absorción de hierro.

Las fuentes naturales de vitaminas y minerales incluyen las frutas cítricas, el pimiento rojo y el brócoli. Al igual que con otros suplementos, asegúrate de consultar con su médico antes de auto prescribir.

En líneas generales, una dieta balanceada no solo tiene una mezcla de verduras, frutas y granos. Es importante tener un buen equilibrio de nutrientes esenciales para evitar complicaciones de salud. Asiste a chequeos médicos regularmente y mantenga un registro de lo que come para mantenerse saludable.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

capacidad mental

Sencillo y efectivo ejercicio para expandir tu capacidad mental y emocional

reutilizar las bolsitas

16 formas creativas para reutilizar las bolsitas de té usadas